PROFOR se suma a la campaña para salvar el barranco de la Mina

Pide que se abra un proceso de diálogo para que se adopte una solución consensuada, respetuosa y ética

28.07.2017. La Asociación de Profesionales Forestales de Canarias (PROFOR) ha expresado su perplejidad por la decisión adoptada por la Heredad de Aguas de Las Palmas, Dragonal, Bucio y Briviesca, para el entubado de las aguas del barranco de La Mina, en el término municipal de San Mateo, en la isla de Gran Canaria.

Esta decisión, que PROFOR considera una sinrazón, supone un gran impacto sobre la conservación de los hábitats naturales propios de los cauces del barranco, como los sauces o saos, que se alimentaban del agua que corría hasta hace poco tiempo por el cauce y que hoy, junto a otras especies vegetales y animales, sufren la sequía en el corazón del Paisaje Protegido de las Cumbre de Gran Canaria.

PROFOR señala que Gran Canaria es posiblemente la isla que con creces más ha sufrido la mayor deforestación histórica, si bien aún conserva, casi de forma milagrosa, algunos restos de ecosistemas azonales ligados a los cursos naturales de las aguas, como es el caso del Barranco de La Mina.

Añade que desde hace casi 80 años se viene tratando de revertir el proceso de desertificación, invirtiendo importantes cantidades de presupuestos públicos. Por eso, ante la tala invisible que conlleva el entubamiento del Barranco de La Mina, PROFOR se suma a las campañas de denuncia por el entubamiento del Barranco de La Mina.

Asimismo, PROFOR solicita encarecidamente «que se ponga freno inmediato a este atentado hacia nosotros mismos, restaurando el frágil ecosistema, y que se abra un proceso de diálogo y mediación, para que los intereses de uso del agua sean tenidos en cuenta y compensados en su justa medida y se adopte una solución consensuada, respetuosa y ética».

Comments are closed.